Últimos estrenos

‘Elle’, malditos y condenados sin remedio

“Cuando el jugador destripa una orca, hay que sentir cómo la sangre chorrea entre los dedos”. Y cuando la mujer que pronuncia estas palabras es violada en la víspera, en su cocina, por un desconocido enmascarado, bajo la mirada de su gato, Marti, y sin llamar posteriormente a la policía ni a los allegados, dedicándose simplemente a barrer en silencio los objetos rotos durante la pelea antes de ir a comprar el pan, cabe reconocer de entrada que el encuentro entre el sulfuroso Paul Verhoeven y la icónica actriz francesa Isabelle Huppert empieza sobre una base de lo más impactante.

elle

“El holandés volante” viaja fuera de sus fronteras para realizar este largometraje en lengua francesa y demuestra que se mueve como pez en el agua en esta adaptación de la novela Oh…, de Philippe Djian, saliendo así una vez más de la bruma. Como el buen pirata que ha sido siempre (aun a sus 77 años), jamás saciado de “carne y sangre”, Verhoeven no deja prisioneros pero tampoco desdeña ciertas reflexiones sobre las leyes de la vida y de la muerte. Hay que decir que en esta ocasión dispone de la abismal Michèle (Huppert), personaje principal de la película y alter ego a la altura de sus obsesiones.

La mujer es salpicada de pronto por una desconocida en un restaurante que la tacha de “basura”, es vilipendiada por su propia madre (“¡qué egoísta eres! Da miedo”), engaña a su mejor amiga con su marido, se masturba espiando al vecindario, ataca por error a su antiguo esposo con gas lacrimógeno y maltrata a su hijo, a su nuera y a sus empleados… pero esta dirigente de una empresa de videojuegos enmascara bajo una desenvoltura cáustica un atractivo irresistibles por sus difíciles circunstancias y su lucha; y comprenderemos pronto por qué se quedó sin ánimo de reaccionar tras la violación del principio. Michèle imagina rápidamente cómo ganar a su agresor y poco a poco lo atraerá en su tela de araña, perturbando la lógica de la amenaza de un descenso a dos en las profundidades del alma que acabará por desvelar la identidad criminal y tóxica de su extraño comportamiento.

Texto escrito por Fabien Lemercier.

Si quiere leer el texto completo puede hacerlo en nuestra Hemeroteca,
suscribiéndose a CineArte y recibirá la revista impresa en su casa cuatro veces al año.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>